6:41 am - Jueves, 30 de Marzo de 2017

Una atinada Designación

Abogado y político Marino Vinicio Castillo

Vincho Castillo

El Presidente Leonel Fernández, acaba de designar al abogado y político Marino Vinicio Castillo, en el cargo de presidente del Consejo Rector de la Comisión Nacional de Ética y Combate a la Corrupción.  El conocido jurista, al aceptar el nombramiento presidencial expresó que: “hay que ser enérgico, porque la situación no consiente una actitud que no sea enérgica… y prudente”.

Nos queda claro que el presidente de la República, con su decisión de poner a Castillo al frente de la referida comisión y quien además ejerce la función de asesor del Poder Ejecutivo para programas de lucha contra el narcotráfico, con rango de secretario de Estado, esta dando muestras de que realmente tiene el interés de escuchar los reclamos de la sociedad dominicana en pro de un saneamiento del tren gubernamental.

La corrupción es uno de los vicios mas antiguos y no podemos esperar que sea erradicada de la noche a la mañana; sin embargo, cualquier paso que se emprenda, por mínimo que sea para eliminarla, contiene una alta dosis de positividad y es indicativo de que se marcha en la dirección correcta. La sociedad dominicana, hoy mas que nunca esta interesada en abolir este flagelo, porque ha vivido en carne propia sus consecuencias, lo que la hace más consciente de ese mal.

Conociendo el historial de Vincho Castillo, no nos cabe dudas de que se empleará bien a fondo para actuar con la justicia y mesura necesarias a fin de interpretar el clamor popular, en aras del más potable funcionamiento de la cosa pública.

Ya era hora de que  el presidente de todos los dominicanos le pidiera prestados a la dama de la justicia, la venda, la balanza y la espada para acabar con el nepotismo, los malos manejos, el amiguismo, las botellas y otras hierbas malolientes, que han mantenido en zozobra la nave del estado.

Archivado en: Editorial

No hay comentarios aún

Dejar un Comentario